Año Nuevo, Nuevo Yo

Posted on

ESJ-2016 1228-001

Año Nuevo, Nuevo Yo

Es esa época del año otra vez: "Año Nuevo, Nuevo Yo."

A medida que el calendario se aleja de 2016 a 2017, muchos de nosotros estamos examinando lo que no nos gusta de nuestras vidas y con la esperanza de atenernos a las resoluciones que nos cambian para bien.

Muchos anunciantes esperan que usted también compre el bombo publicitarios “Nuevo Año, Nuevo Yo.”

¿Es importante el cambio? ¿Es esencial el compromiso? Por supuesto que lo es. Todos necesitamos crecer y adaptarnos a las circunstancias de la vida. Nuestras decisiones diarias están fuertemente impulsadas por los compromisos que hemos asumido, tanto para nosotros como para los demás.

Pero la realidad es que pocas personas han hecho cambios de vida inmediatos y significativos debido a una dramática resolución de Año Nuevo.

El hecho de la cuestión es que la transformación humana es más que un proceso mundano. Los cambios ocurren típicamente en diez mil pequeños momentos, no en un acontecimiento que altera la vida.

Los pequeños momentos de la vida son profundamente importantes precisamente porque son pequeños momentos. Vivimos la mayor parte de nuestra existencia en estos mundanos, momentos cotidianos. Para cada momento enorme, experimentamos diez mil momentos insignificantes.

Lo hermoso del Evangelio de Jesucristo es que el Señor ofrece gracia para cada uno de estos pequeños momentos. La Biblia no dice: “Sus bondades son nuevas una vez al año.” No, “pues nunca fallan sus bondades; son nuevas cada mañana.” (Lamentaciones 3:22-23)

Jesús se llama Emmanuel, no sólo porque vino a la tierra una vez, sino porque él te hace el lugar donde él mora todos los días. Esto significa que él está presente y activo en todos los momentos mundanos de su vida diaria.

En estos pequeños momentos, él está cumpliendo con cada promesa redentora que le ha hecho. En estos momentos desapercibidos, él está trabajando para rescatarte de ti y transformarte en su semejanza.

Por la gracia soberana, tu Señor te pondrá en diez mil pequeños momentos que están diseñados para llevarte más allá de tu carácter, sabiduría y gracia para que busques la ayuda y la esperanza que sólo se puede encontrar en él. En un proceso de cambio que dura toda la vida, está deshaciéndote y reconstruyéndote de nuevo, ¡exactamente lo que cada uno de nosotros necesita!

Sí, usted y yo tenemos que estar comprometidos a cambiar en 2017, pero no de una manera que espera un gran evento de transformación. En su lugar, encuentre alegría y sea fiel a un proceso día a día y paso a paso de penetración, confesión, arrepentimiento y fe.

¡Que el año 2017 sea tu mejor año, solo por la gracia y en Cristo!

Dios te bendiga

Paul Tripp


Preguntas de Reflexión

  1. ¿Qué quieres cambiar en 2017?
  2. ¿Cómo puedes hacer cambios en esa área en pequeños momentos de la vida?
  3. ¿Qué te ha impedido hacer cambios en los pequeños momentos en el pasado?
  4. ¿Cómo puedes aprovechar las nuevas misericordias de la mañana que se te ofrecen?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s