Nathan Busenitz

Una Oración por el Día de la Reforma

Posted on

ESJ-015 2016 1030-001

Una Oración por el Día de la Reforma

Por Nathan Busenitz

Hace cuatrocientos noventa y nueve años, Martín Lutero clavó sus 95 tesis en la puerta de la iglesia del castillo en Wittenberg.

Las tesis fueron escritos originalmente en latín, y tenían la intención de ser parte de un debate académico sobre la venta local de las indulgencias. Pero no pasó mucho tiempo antes de que fueran traducidos al alemán y, gracias a la imprenta, se difundieron ampliamente a través de Sajonia – y, finalmente, a toda Europa.

El resto, como dicen, es historia de la Reforma.

Leer el resto de esta entrada »

Los Cristianos, Halloween y el Día de los Muertos

Posted on

ESJ-015 2016 1028-001

Los Cristianos, Halloween y el Día de los Muertos

Por Nathan Busenitz

Como profesor de historia de la iglesia, el 31 de octubre es uno de mis días favoritos, pues es el día en que Martín Lutero clavó sus 95 tesis en las puertas de la iglesia Schlosskirche (“iglesia del palacio”) en Wittenberg, Alemania. Este año marca el aniversario numero 499.

Para ser honesto, me gustaría mucho más hablar acerca del Día de la Reforma que acerca de Halloween, pero para la mayor parte de nuestra sociedad el 31 de octubre es un día de tradiciones y festividades centradas en Halloween, y tristemente no comparte la misma pasión por la historia de la iglesia.

Leer el resto de esta entrada »

¿Hubo Milagros Durante el Tiempo de Agustín?

Posted on

ESJ-015 2016 0808-002

¿Hubo Milagros Durante el Tiempo de Agustín?

Nathan Busenitz

Hace un tiempo recibí la siguiente pregunta por correo electrónico:

Me pregunto cuál es su opinión sobre lo que Agustín escribió en un libro “Ciudad de Dios” (libro 22, capítulo 8) donde habla acerca de muchos milagros que tuvieron lugar en Cartago durante su tiempo. Siempre me ha parecido que Agustín es una persona confiable, pero estoy sintiendo un poco de superstición hacia sus escritos ¿Podría ayudarme a aclarar lo que Agustín quiso decir?

Leer el resto de esta entrada »

¿Qué Significa Tener Éxito?

Posted on

ESJ-015 2016 ses04

¿Qué Significa Tener Éxito?

Nathan Busenitz

2 Timoteo 4

¿Cómo se mide el éxito en el ministerio? Durante los últimos doscientos años ha sido acerca de los números … ¿Cuántos asistencia hay, cuanta ofrenda hubo, etc. Pero ¿como mide el éxito la Palabra de Dios?

Debemos recordar que éxito no es necesariamente una mala palabra.

Vea Hebreos 11:35; allí están sufriendo. Desde la perspectiva del mundo ellos no se pueden considerar un éxito ya que las personas exitosas no son burladas, encarceladas, etc. Si el éxito se mide por el prestigio y la popularidad entonces, estos hombres no tuvieron éxito. ero si el éxito se mide por la fidelidad entonces ellos tuvieron éxito. Muchos de nuestros héroes de la fe fueron ridiculizados y perseguidos en la Biblia e historia.

Leer el resto de esta entrada »

¿Qué haría Jesús?

Posted on

ESJ-069

¿Qué haría Jesús?

Por Nathan Busenitz Al llegar a la cima de su popularidad en la década de 1990, la frase "¿Qué haría Jesús?" Solía ​​ser el lema de facto de la corriente principal del evangelicalismo estadounidense. (¿Recuerda los brazaletes y pulseras?) Y aunque su prevalencia ha disminuido en los últimos años, una búsqueda rápida en internet revela que WWJD (QHJ) sigue siendo un lema popular.

Todavía se puede encontrar la famosa sigla estampada en una gran variedad de parafernalia disponible: desde las formas esperadas de accesorios (como pulseras, camisetas y botones) hasta curiosidades más sorprendentes (como ropa de bebé y chupetes). Hay libros, folletos, pegatinas, tazas, llaveros, y cajas del teléfono celular WWJD. Incluso hay varias películas: la original 2010, y dos secuelas.

Leer el resto de esta entrada »

10 Preguntas Sobre el Adventismo

Posted on

ESJ-062

10 Preguntas Sobre el Adventismo

Por Nathan Busenitz

La semana pasada, he publicado un artículo (con un vídeo incrustado) acerca de Adventistas del Séptimo Día. Yo esperaba alguna reacción, pero tal vez yo no estaba preparado para las trincas verbales que he recibido, especialmente de los apasionados defensores de la doctrina adventista del séptimo día.

En los comentarios en Facebook, me llamaron un "hombre medio malentendido", un "predicador de falsificación", un "infiltrado Jesuita", un "anticristo", "uno de los precursores de Satanás", y un "mentiroso y la verdad de Dios no está en él ".

Leer el resto de esta entrada »

La Controversia de la Navidad

Posted on

ESJ-042 

La Controversia de la Navidad (Repost)

por Nathan Busenitz

Hable de “Navidad” y “controversia” juntos en la misma frase, y la mayoría de los evangélicos suponen que estamos hablando de Santa Claus, árboles de Navidad, o la secularización de la temporada de vacaciones de invierno.

Pero, desde una perspectiva histórica, una controversia mucho más importante rodea la Navidad por los primeros cinco siglos de historia de la iglesia, y sus efectos todavía persisten en algunos círculos de hoy. Se centra en la esencia misma del nacimiento de Jesús – la doctrina de su encarnación.

Hay, por supuesto, un elemento de misterio en la encarnación. Después de todo, ¿cómo puede una persona ser plenamente Dios y plenamente hombre, al mismo tiempo? Sin embargo, esa es precisamente la verdad milagrosa que las Escrituras afirman con respecto a la Persona de Jesucristo.

Sin embargo, a pesar de la claridad de la revelación bíblica, la doctrina de la encarnación de Cristo fue objeto de ataques desde el principio.

Los ebonitas, una secta legalista de primer y segundo siglo, negó el nacimiento virginal y la idea misma de la encarnación. Ellos aceptaron el hecho de que Jesús era un hombre, pero rechazaban totalmente la idea de que Él era Dios encarnado.

En los siglos segundo y tercero, los gnósticos también negaban la encarnación. No sólo enseñan que Cristo fue uno de muchos dioses, también rechazaron la idea de que Su humanidad era real. En la enseñanza gnóstica, la humanidad de Cristo no era más que una ilusión. De este modo, la encarnación no ocurre realmente, sino que era sólo un espejismo.

En el siglo IV, los arrianos afirmaron la humanidad de Cristo, pero negaron Su divinidad plena. En particular, negaron la igualdad de Cristo con el Padre. Así, mientras que su humanidad fue confirmada, Su lugar como Segundo Miembro de la Trinidad fue rechazada.

Fue la controversia arriana la que llevó al Consejo de Nicea, donde en el año 325 dC, los líderes de todo el mundo cristiano se reunieron y abrumadoramente afirmaron el hecho de que una comprensión bíblica de quien es Jesús necesariamente incluye tanto Su plena humanidad y Su divinidad plena.

El Credo de Nicea, en esencia, entonces, era una defensa de la comprensión bíblica de la Navidad.

clip_image001Como nota al margen, es posible que le interese saber que el Concilio de Nicea se produjo durante la vida de un pastor de Asia Menor, cuyo nombre era Nicolás de Myra. Es muy posible que Nicolás estaba presente en el Concilio, apoyando la comprensión bíblica de la divinidad de Cristo y la humanidad. Este pastor del siglo cuarto más tarde sería canonizado por la Iglesia Católica Romana como un santo, y se hizo conocido como “San Nicolás”, los marinos holandeses, entre los cuales ‘San Nicolás’ era uno de los favoritos, se refirieron a él como Sinterclaus, y de ese nombre, se deriva la palabra en inglés “Santa Claus.”

clip_image001[1]Así que, por lo que vale, Santa Claus fue una persona real. Su nombre era Nicolás. Él era el griego, no de Noruega. El ministró en la actual Turquía, no en el Polo Norte. No pastoreaba renos, ni tampoco poseía un trineo. Ha habido un montón de mala tradición, tanto religiosa como secular, que ha surgido en torno a Nicolás. Pero la historia nos dice que él era un pastor del siglo IV que adoró a Jesucristo. Al igual que otros cristianos de su época, él celebró el nacimiento de Cristo. Y cuando lo hizo se maravilló de las glorias de la encarnación. (entre paréntesis, Nicholas se espantaría si supiera lo que la cultura americana le ha hecho a su legado.)

Unos cien años después de la muerte de Nicolás, otro concilio se reunió en Calcedonia y afirmó de nuevo el hecho de que Jesucristo es plenamente Dios y plenamente hombre.

Para los ebionitas, los gnósticos y arrianos podríamos añadir otras herejías cristológicas, como Apolloniarismo, nestorianismo, y eutiquianismo, todos estos no alcanzaron una comprensión bíblica de la encarnación de Cristo.

Pero donde hay numerosas controversias en la historia de la iglesia, las Escrituras son muy claras.

El apóstol Juan abre su evangelio con estas palabras: “En el principio era el Verbo, y el Verbo era con Dios, y el Verbo era Dios. . . . . . . Y el Verbo se hizo carne y habitó entre nosotros” (Juan 1:1, 14). Esos versículos resumen la verdad dual de la encarnación de Cristo: El Verbo es Dios. El Verbo se hizo hombre.

El resto del Nuevo Testamento afirma esa misma doble realidad. Jesucristo es “Emanuel” – Dios con nosotros.

Eso es, entonces, el misterio y el milagro de la Navidad: que Dios se hizo hombre para que los hombres puedan ser reconciliados con Dios. Los herejes han intentado durante mucho tiempo de negar esa verdad, por esto la doctrina de la encarnación de Cristo ha estado en el centro de tanta controversia. Sin embargo, un correcto entendimiento de esta doctrina es absolutamente esencial – no sólo con el significado de la Navidad, sino con el corazón mismo del Evangelio.