El Reino Universal Soberano De Dios

Posted on

ESJ-2017 1109-004

El Reino Universal Soberano De Dios

Por Michael J. Vlach

El programa del reino comienza con el reino universal de Dios, que es la soberanía absoluta de Dios y el control sobre toda la creación del cielo en todo momento. 1 Ningún área del universo está exenta del control de Dios. Tampoco ha habido un momento en que el dominio de Dios sobre Su creación se haya visto comprometido o perdido. Varios pasajes discuten el reino eterno y soberano de Dios sobre todas las cosas en todo momento. Por ejemplo, el Salmo 145: 13 establece la naturaleza eterna del reino de Dios:

Tu reino es reino por todos los siglos,
y tu dominio permanece por todas las generaciones.

El Salmo 103:19 declara la extensión del reino universal de Dios sobre todas las cosas::

El Señor ha establecido su trono en los cielos,
y su reino domina sobre todo.

No solo el reino de Dios es eterno e interminable, se extiende a todo. David afirmó el reino universal de Dios con su oración en 1 Crónicas 29: 11-12:

Tuya es, oh Señor, la grandeza y el poder y la gloria y la victoria y la majestad, en verdad, todo lo que hay en los cielos y en la tierra; tuyo es el dominio, oh Señor, y tú te exaltas como soberano sobre todo. De ti proceden la riqueza y el honor; tú reinas sobre todo y en tu mano están el poder y la fortaleza, y en tu mano está engrandecer y fortalecer a todos.

La “grandeza”, el “poder” y la “gloria” de Dios se extienden a “todo” tanto en los “cielos como en la tierra”. Este esfuerzo del control del reino de Dios ocurre a través de milagros y providencia. Incluso el poderoso rey pagano de Babilonia, Nabucodonosor, eventualmente afirmó que Dios es soberano y hace lo que desea sobre su creación:

“Pero al fin de los días, yo, Nabucodonosor, alcé mis ojos al cielo, y recobré mi razón, y bendije al Altísimo y alabé y glorifiqué al que vive para siempre;

porque su dominio es un dominio eterno,
y su reino permanece de generación en generación.
Y todos los habitantes de la tierra son considerados como nada,
mas El actúa conforme a su voluntad en el ejército del cielo
y entre los habitantes de la tierra;
nadie puede detener su mano,
ni decirle: “¿Qué has hecho?” (Daniel 4:34-35).

Esto es significativo viniendo del rey a quien Daniel se refirió anteriormente como la “cabeza de oro” (Dan 2:38). Daniel también le dijo: “Tú, oh rey, eres rey de reyes, a quien el Dios del cielo ha dado el reino[a], el poder, la fuerza y la gloria” (Dan 2:37). Incluso cuando Nabucodonosor fue reconocido como “rey de reyes” en la tierra, Daniel dice que el “Dios del cielo” le dio a Nabucodonosor su “reino”. A medida que el libro de Daniel se desarrolla, nos enteramos más tarde de que Nabucodonosor era un hombre orgulloso. Entonces Dios lo humilló y le hizo comer hierba como ganado (véase Dan 4). Pero cuando Dios le permitió volver en sí, el poderoso rey reconoció a Dios como Rey Soberano.

Por lo tanto, el reino de Dios sobre el universo es eterno y se extiende a todas las cosas, incluso a los reinos terrenales gentiles. Pero, ¿cómo se armoniza esta verdad con los pasajes que enseñan que el reino de Dios es futuro? Jesús les dijo a sus discípulos que oraran, “Venga tu reino” (Mateo 6:10), indicando que debían orar por un reino que aún está por venir. Aquí es donde la distinción de McClain entre el “reino universal” de Dios y su “Reino mediato” es útil. 2 El reino universal de Dios sobre todas las cosas ya existe. El centro del reino y trono de Dios está en el cielo donde Él ejerce su voluntad. 3 Sin embargo, el “reino mediato” tiene una referencia especial al reinado de Dios sobre la tierra a través de mediadores o representantes. Dios es el Rey de la creación, pero ha determinado que el hombre, como Su portador de imagen, debe “gobernar” y “señorear” a la creación en Su nombre (ver Gn 1: 26-28). El pecado del hombre introdujo un elemento negativo en el reino mediato de Dios. Entonces, el programa del reino desde Génesis 3 en adelante involucrará el plan de Dios para traer a este planeta rebelde nuevamente en conformidad perfecta con su voluntad. El hombre supremo, Jesús, logrará esto. Sin embargo, aun cuando el reino mediato de Dios evidencia el pecado y la maldición, el reino universal de Dios sobre todos nos asegura que Dios todavía está en control absoluto. Compare:

Reino universal: El dominio eterno de Dios sobre toda la creación..

Reino mediato: El gobierno de Dios en la tierra a través del hombre que actúa como representante de Dios..

Una sección que aborda tanto el reino universal como el reino mediador en el mismo contexto es Apocalipsis 4-5. Apocalipsis 4 revela a Dios el Padre exaltado y adorado desde su reino universal en el trono en el cielo. Luego, Apocalipsis 5 presenta a Jesús como Aquel que es digno de tomar el rollo de la diestra del Padre. Este rollo es el título de propiedad de la tierra con juicios que desencadenan la ira de Dios que culminará en el reino de Jesús en la tierra. Entonces los que fueron comprados por Jesús con Su sangre (Apocalipsis 5:9) participarán en el reinado de su reino: “Y los has hecho un reino y sacerdotes para nuestro Dios; y reinarán sobre la tierra.” (Ap 5:10). Así que Apocalipsis 4 introduce una escena de sala del trono celestial (reino universal de Dios) que culmina en el reinado de un reino mediato de Jesús y Sus santos en la tierra.

Mientras que la mayoría de los pasajes del reino se centran en el reino mediato de Dios en la tierra (Dan 2:44; Mateo 6:10; Hechos 1:6), el reino universal de Dios siempre está en funcionamiento. Él siempre tiene el control y siempre prevalece. Por un tiempo, los hombres pueden resistir los planes del reino mediato de Dios, pero nunca escapan del gobierno universal de Dios. Como afirma McClain: “no corresponde a los hombres elegir si estarán o no bajo el dominio del Reino Universal. Les guste o no, ya están bajo él (Sal. 75: 4-7).” 4 El objetivo es que este planeta se ajuste a la perfección con la voluntad de Dios. Cuando el Mediador supremo, Jesús, reine con éxito sobre la tierra, el reino mediato será puesto en conformidad con el Reino Universal de Dios (ver 1 Cor 15:24, 28). Y la voluntad de Dios en la tierra se hará como en el cielo (ver Mt. 6:10).

***

1 Ver McClain, La Grandeza del Reino, 22-36. “Por el reino universal de Dios se entiende la actividad de Dios … en el ejercicio de su soberanía sobre todas las cosas”. Véase también, Bruce K. Waltke, “El Reino de Dios en el Antiguo Testamento”, en The Kingdom of God, ed. Christopher W. Morgan y Robert A. Peterson (Wheaton, IL: Crossway, 2012), 49.

2 Ver McClain, La Grandeza del Reino, 34-36. Barrick agrega: “Relacionar al programa global del reino como el reino universal y al desarrollo de ese reino a través de la historia como el reino mediato, ayuda a la discusión y al desarrollo del pensamiento teológico”. Barrick, “El Reino de Dios en el Antiguo Testamento, “173. Waltke argumenta a favor de dos formas cuando dice: “La Biblia da testimonio de dos formas del reino de Dios: un reino universal y un reino particular.” Waltke, “El Reino de Dios en el Antiguo Testamento “, 49. Él entonces dice: “El reino de Dios a veces se llama el reino mediato de Dios porque media la voluntad de Dios en la tierra” (57).

3 Ver el Salmo 2: 4 donde se nos dice que Dios “se sienta en los cielos”.

4 Ibid., 31.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s