El Diezmo y la Historia de la Iglesia (Respuesta a DeYoung 8ª. Parte)

Posted on Actualizado enn

imageEl Diezmo y la Historia de la Iglesia (Respuesta a DeYoung 8ª. Parte)

Por David A. Croteau

La teología histórica puede ser una disciplina difícil. No es suficiente simplemente enumerar a la gente de que están de acuerdo con su posición teológica particular. Incluso dar una cita puede ser engañoso. En cambio, llegar a la razón por la que creen lo que creen es importante. Demasiadas veces el razonamiento se ha quedado fuera de la discusión con el diezmo. Otras veces una perspectiva más completa sobre el documento antiguo o persona es necesaria para comprender su razonamiento.

DeYoung cita tres fuentes históricas que abogan por el diezmo: las Constituciones Apostólicas, Ireneo y Agustín. Echemos un vistazo en orden.

1) Las Constituciones Apostólicas (300s) – Este documento es verdaderamente un defensor temprano y fuerte para el diezmo. Dos cosas deben ser consideradas cuando se cita este documento para el diezmo. En primer lugar, las Constituciones equiparan / comparan obispos a los sacerdotes y levitas y el tabernáculo a la Santa Iglesia Católica. Estos dos puntos de vista parecen haber impulsado su postura sobre el diezmo. Si no está de acuerdo con cualquiera de esos puntos de vista, es posible que desee volver a examinar el uso de este documento como fuente para respaldar sus puntos de vista sobre el diezmo. En segundo lugar, en el anuncio de introducción a los Padres Ante-Nicea (capítulo 7), en la página 388, la editores señalaron que los libros 1-6 son las primeras partes, con el libro 7 es “un poco tardío,” aunque todavía muy antiguo. La parte de las Constituciones Apostólicas que contiene la defensa para el diezmo se encuentra en el libro 7. Además, DeYoung correctamente señala que la sección en las Constituciones que los defensores del diezmo dicen utilizar “ofrendas voluntarias” para apoyar a los pobres. Sin embargo, cabe señalar que el diezmo se utiliza para esta función en el Antiguo Pacto.

image2) Ireneo (muerto en el 200 dC) – Es cierto que la cita de Ireneo dada por DeYoung (de Contra las Herejías, 4.18.2) es muy difícil de interpretar. DeYoung cree que Ireneo estaba ordenando el diezmo. Sin embargo, tenga en cuenta a estos académicos que parecen diferir de la interpretación de DeYoung de la cita Ireneo ambigua:

 

– Powers (tesis titulada “Un Estudio Histórico del Diezmo en la Iglesia Cristiana de 1648”), dijo: “todo el espíritu de Ireneo fue que la ley del diezmo había sido abrogada” (Powers, página 21).

Charles Feinberg (en La Enciclopedia Ilustrada de la Biblia Zondervan, 5:758) llegó a la conclusión de que sólo los padres de la iglesia enfatizaron la libertad cristiana en la dadiva.

Stuart Murray(Beyond Tihing, 99-101, 106) dice que Ireneo rechazo el diezmo.

La cita de Ireneo, leída en su contexto, es mucho más ambigua de lo que DeYoung da entender.

image

3) San Agustín (alrededor del 400 dC) – Admito que Agustín verdaderamente defendió el diezmo. Sin embargo, dos factores deben tenerse en cuenta. Primero, Agustín mal entendió con claridad la doctrina del Antiguo Testamento sobre el diezmo. Él es muy claro en su creencia de que Judíos daban 10% de sus ingresos bajo la ley mosaica. Esta falta de comprensión la introduce San Agustín en su defensa de los diezmos. Segundo, Agustín creía (y practicaba) que los cristianos deben vender sus posesiones y dar el dinero a los pobres. Este es verdaderamente el mandato de Cristo. Sin embargo, dado que los cristianos están tan dispuestos a hacer eso, por lo menos deberían dar lo que los escribas y fariseos dieron, sobre todo porque nuestra justicia debe exceder a la de los escribas y fariseos. Esto es un resumen de las enseñanzas de Agustín. Por lo tanto reconocer su opinión de que el diezmo no es realmente un mandamiento a los cristianos, sino vender todo y dar las ganancias a los pobres. En realidad disminuye el mandamiento hasta el 10% de los ingresos. En realidad nunca he oído a alguien utilizar ese argumento en un púlpito, pero ese fue el de Agustín. Jerónimo, Juan Crisóstomo y Agustín todos lo argumentaron de esa manera.

Así, mientras que las tres fuentes argumentaron a favor de la continuación del diezmo (y hay más), lo que DeYoung no mencionó en su sermón fueron las primeras fuentes que iban en dirección contraria, argumentando en contra de la continuación del diezmo. Yo no voy a entrar en los detalles de su razonamiento (como yo no estoy necesariamente de acuerdo con la forma en que llegan a sus conclusiones y ya hemos hecho esto en ¿Quieres Decir que no Tengo que Diezmar?), Pero existen algunas fuentes antiguas argumentando en contra de la continuación del diezmo:

image

1) DidascaliaApostolorum (alrededor de 225 dC)

2) Orígenes (muerto hacia el 255)

3) Epifanio (alrededor de 370) – Esta última fuente antigua, aunque no es muy conocida hoy en día, es interesante, ya que era conocido como un defensor de la ortodoxia.

Después de estudiar la doctrina del diezmo a lo largo de la historia la iglesia, he llegado a la conclusión de que su había hombres piadosos a ambos lados de este debate. La iglesia primitiva se dividió en sus opiniones, en la Edad Media la promoción del diezmo creció, pero la división se produjo y siguió a la Reforma. No ha habido una visión consistente sobre este tema en los últimos 2.000 años. La clave para recordar la hora de estudiar el diezmo (u otras doctrinas) en la historia de la Iglesia no es tanto “a que conclusión llegó este” sin más bien “por qué y cómo llego a esa conclusión.” Entonces podemos sopesar sus argumentos y no sólo decir “Estoy con Agustín” o “Estoy con Epifanio”!

Esta serie tendrá una más para concluir.

Un comentario sobre “El Diezmo y la Historia de la Iglesia (Respuesta a DeYoung 8ª. Parte)

    antonio Gutierrez escribió:
    22 febrero 2015 en 11:05 pm

    Los diesmos lo resivian hombres mortales pero iva a venir uno que no iva a morir////ese no iva a resivir los diesmos ni vino de la tribu de levi si no de la tribu de juda que ni moises mensiono pablo por revelacion de jesucristo no mensiona diesmo si no obrenda sugun lo qu allas prosperado

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s