Ryan Mcgraw

Sentándose Bajo Algo Menos Que Una Predicación Bíblica

Posted on

ESJ-2018 0710-001

Sentándose Bajo Algo Menos Que Una Predicación Bíblica

POR RYAN MCGRAW

Los predicadores son hombres débiles e imperfectamente santificados. Poseen el tesoro del ministerio evangélico en vasijas de barro (2 Corintios 4:7). No hay un hombre justo en la tierra que haga el bien y no peque (Eclesiastés 7:20). No muchos deben ser maestros porque todos fallamos en las cosas del hombre (Santiago 3:1). A la luz de tales hechos, Jeremías y Amós dudaron de sus habilidades para cumplir sus funciones proféticas (Jeremías 1:6, Amós 7:14-15) y Pablo preguntó quién podría ser suficiente para estas cosas (2 Corintios 2:16). Sin embargo, el Señor reprendió a Jeremías (Jeremías 1:7), Amos habló las palabras de Dios (Amós 7:16), y Dios hizo a Pablo suficiente para su tarea (2 Cor. 3:5). Ningún predicador cumplirá perfectamente con todos los fines de la predicación, de la misma manera que ningún cristiano puede obedecer a Dios perfectamente en esta vida. Todos los creyentes, incluidos los predicadores, deben avanzar hacia el llamado ascendente de Dios en Cristo (Filipenses 3:14). Leer el resto de esta entrada »