Cumbre Sobre Inerrancia – Sesión 7 – Carl Trueman

Posted on

Sesion 7 – Carl Trueman

Cumbre Sobre Inerrancia 2015

12:15 Carl Trueman: Me han pedido un análisis de la inerrancia de los reformadores.

Apocalipsis 22: 1-6

22 Y me mostró un río de agua de vida, resplandeciente como cristal, que salía del trono de Dios y del Cordero, 2 en medio de la calle de la ciudad. Y a cada lado del río estaba el árbol de la vida, que produce doce clases de fruto, dando su fruto cada mes; y las hojas del árbol eran para sanidad de las naciones. 3 Y ya no habrá más maldición; y el trono de Dios y del Cordero estará allí, y sus siervos le servirán. 4 Ellos verán su rostro, y su nombre estará en sus frentes. 5 Y ya no habrá más noche, y no tendrán necesidad de luz de lámpara ni de luz del sol, porque el Señor Dios los iluminará, y reinarán por los siglos de los siglos. 6 Y me dijo: Estas palabras son fieles y verdaderas; y el Señor, el Dios de los espíritus de los profetas, envió a su ángel para mostrar a sus siervos las cosas que pronto han de suceder..

Lo que pretendo ofrecer esta mañana son reflexiones históricas, mucho más que una reflexión teológica.

12:20 La doctrina se descarta a menudo como algo que se deriva de la Iluminación. Si eso fuera cierto, sería un argumento poderoso, porque si algo es nuevo, entonces es probablemente falso.

Curiosamente, los reformadores gastan relativamente poco tiempo para reflexionar sobre la naturaleza de la Escritura porque asumieron la doctrina que recibieron de la iglesia primitiva y de la Edad Media.

Hay grandes extensiones de la teología cristiana en la que los reformadores no tienen ningún problema con lo que ha pasado antes, y así lo asumen. Los Reformadores heredaron un alta doctrina de la Escritura de la antigua iglesia y de la Edad Media.

La inerrancia es algo que se asume por los reformadores, por lo que se infiere de lo que escriben. Parte del proceso requiere conocer el trasfondo de la que estaban trabajando.

Así que, volvamos al siglo XVI.

La doctrina de la Escritura como la autoridad en la iglesia surge en el siglo 16 en un contexto muy específico. Hay varios factores que incluyen:

–Una creciente falta de confianza en la razón humana en Europa desde finales del siglo 13 en adelante,

–Una duda creciente de potencial humano para comprender la realidad (en parte debido a los efectos devastadores de la plaga negra)

12:25

La plaga hizo que el pueblo cuestionara su confianza en la manera de conocer a Dios.

La gente miraba a la iglesia, pero la corrupción de la iglesia (incluyendo la existencia de tres papas al mismo tiempo), hizo que la gente dudara de la autoridad y la pureza de la iglesia.

En el momento en que llegamos a la Reforma, la respuesta a ¿dónde podemos encontrar un Dios digno de confianza? la respuesta dada por los reformadores es señalar a las Escrituras.

Ellos entienden las Escrituras como un discurso claro y suficiente de parte de Dios. La Escritura es perspicaz. Para los reformadores, existe una íntima conexión entre su comprensión de la Escritura y su comprensión de Dios.

Los reformadores heredan de la iglesia una comprensión de la Escritura y la inspiración que no les importaba cuestionar porque la encontraron adecuada.

12:30

En primer lugar, me gustaría hablar sobre el modo de inspiración. En la iglesia primitiva, había quienes tenían un alto punto de vista de las Escrituras que estaban dispuestos a usar el lenguaje de dictado cuando hablaban acerca de la Escritura.

La evidencia de la inspiración y la autoridad de la Escritura en la Iglesia primitiva proviene de 1 Clemente, Teodoreto de Ciro, Gregorio Magno, Atenágoras, el Fragmento de Muratori.

Aunque estos autores no pueden dar una comprensión plenamente adecuada del modo de inspiración, es claro que la antigua iglesia creía que había una conexión tan estrecha entre la Escritura y Dios mismo que podrían utilizar el lenguaje de dictado.

Tomás de Aquino, en el siglo 13, matiza esta doctrina, pero no en un mal sentido.

12:35

Aquino hace una distinción básica entre la revelación y la inspiración. Aquino nos permite evitar las trampas de un énfasis excesivo en el dictado, al tiempo que afirma la verdad de la inspiración.

Volviendo a los reformadores, podemos hacerlo mejor que un argumento del silencio.

En la Reforma, podemos encontrar un lenguaje similar en el Espíritu Santo, en cuanto a la inspiración y el dictado, que encontramos en la iglesia primitiva.

Los tres reformadores en los que me centraré son: Martín Lutero, Juan Calvino, y Heinrich Bullinger.

La evidencia de los escritos de Martín Lutero demostrar que él sostuvo una perspectiva similar de inspiración como sus predecesores teológicos.

12:40

Para Lutero, el origen de la Escritura se encuentra en el hablar de Dios a los oradores y escritores inspirados. La Escritura está inspirada por el Espíritu Santo y sigue siendo la voz activa del Espíritu.

Cuando se enfrentan a la tentación, los creyentes deben responder a los ataques de Satanás citando las Escrituras.

Cuando Lutero regresó a Wittenberg desde el castillo de Wartburg, predicó la Palabra con el fin de llevar la calma a la ciudad. Cuando se le preguntó por qué la Reforma fue tan exitosa, Lutero respondió señalando que la Palabra había hecho todo el trabajo.

12:45

Calvino es también muy similar a la antigua iglesia en hablar largo y tendido sobre un alto concepto de la Escritura.

Es exagerado afirmar que Calvino sostenía a una teoría del dictado de toda la Escritura, pero no evitó el lenguaje de dictado cuando era apropiado para describir la entrega de la revelación bíblica.

Bullinger, en sus Décadas, asimismo afirma que Dios habló por los profetas. Él no habla de la mecánica de la inspiración, pero él confía en el resultado – una Palabra inspirada e infalible.

¿Qué pasa con supuestos errores? Estaban preocupados por estos?

12:50

En la Carta 82 de Agustín a Jerónimo, Agustín afirma claramente la inerrancia. En esa carta, Agustín hace declaraciones sorprendentes en cuanto a la doctrina de la inerrancia de principios del siglo V de la iglesia.

Agustín sugiere que los supuestos errores en las Escrituras podrían ser el resultado de 1) manuscritos defectuosos, 2) traducciones pobres, o 3) malentendidos en su propia interpretación.

¿Estaban los reformadores igualmente preocupados por supuestos errores en las Escrituras? Eran conscientes de las «dificultades» en el texto.

Con respecto a la opinión de Martin Lutero de Santiago, el tema no es inerrancia sino canonicidad.

¿Qué pasa con el aparente conflicto entre la declaración de Moisés en la declaración de Génesis y de Esteban en Hechos 7? Lutero resuelve eso al referirse a la intención autoral.

12:55

Mientras que su enfoque puede ser inadecuada, él continua señalando que no hay ningún error en la Escritura.

Lutero intenta armonizar el relato de los reyes en el Antiguo Testamento, y de Cristo en los cuatro evangelios. Uno difícilmente hace eso si estaban convencidos de que las Escrituras no eran infalibles.

Podemos leer los reformadores teniendo un alto concepto de la Escritura porque heredaron es perspectiva desde la Edad Media y no cuestionan esta opinión.

Los reformadores reconocieron que la Biblia es la voz de Dios. Y puesto Dios es digno de confianza, la Escritura debe ser digno de confianza.

Si la Escritura son las palabras de Dios, entonces nuestra doctrina de Dios es determinante de nuestra doctrina de la Escritura.

01:00

El mundo evangélico contemporáneo es adepto a la indignación selectiva.

No sólo debemos estar indignados por el ataque a la inerrancia.

La doctrina de la infalibilidad debe coordinarse con la otra loci teológica. En particular, tenemos que conectar la doctrina de la inerrancia con la doctrina de Dios.

Eso es lo que hace la predicación poderosa. Si la Escritura son las palabras de Dios, entonces la predicación trae las palabras de Dios para influir en las congregaciones de la iglesia cada domingo.

Es debido a que la Escritura está inspirada en el pasado como palabras de Dios, que los que predican la Escritura hoy hablan las palabras de Dios.

Al reflexionar sobre la doctrina de la inerrancia, debemos reflexionar igualmente sobre la doctrina de Dios.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s