¿Quiénes Fueron los Magos?

Posted on

Post-ESJ-202

¿Quiénes fueron los magos?

Mateo 2:1

John MacArthur

¿Quiénes fueron los hombres sabios? ¿Están listos para eso? Mateo, capítulo dos. Todos nos hemos hecho la pregunta. Me acuerdo cuando era un niño pequeño me preguntaba quiénes fueron esos hombres. ¿Cuántos eran? ¿Realmente fueron reyes? ¿Realmente montaron camellos? ¿Por qué llegaron a Belén? Y como dijo Pablo, la mayoría de nuestras ideas acerca de este grupo fascinante las obtenemos de tarjetas navideñas en lugar de obtenerlas de teólogos.

Vicente, quien ha escrito algunos estudios de palabras muy útiles, dice acerca de esto, y cito: “Muchas tradiciones absurdas y adivinanzas acerca de estas visitas que llegaron a la cuna de nuestro Señor se han infiltrado en la creencia popular y al arte cristiano. Se dice que fueron reyes y eran tres en número. Se dice que eran representantes de las tres familias de Sem, Cam y Jafet; y por lo tanto, uno de ellos es presentado como un etíope. Sus nombres son presentados como Melchor, Gaspar y Baltasar.” Quizás usted ha oído eso. Y, algo sorprendente, dice que fueron encontrados sus tres cráneos. Sí, se dice que fueron encontrados “en el siglo XII por el obispo Reinaldo de Colonia.” Fin de la cita. El obispo escarbó y encontró estos cráneos. Y supo que eran cráneos. Muy claro. Sus ojos todavía estaban ahí, viendo hacia Belén. Hoy en día, créanlo o no, hay una exhibición en un ataúd de muchísimo valor en una gran catedral en Europa.

Ahora, francamente, lo único que sabemos acerca de estos hombres sabios es algo de historia y lo que se dice en Mateo. Realmente estamos muy, muy limitados en términos de información específica. Lo que tenemos aquí en Mateo, lo cual es muy limitado, dice que “vinieron del oriente a Jerusalén unos magos.” Eso es todo. No sabemos su nombre, no sabemos nada fuera de eso. Pero conforme colocamos las piezas históricamente, encontramos algo de historia fascinante.

Algo de esto está en el Antiguo Testamento, libros como Daniel, fueron los magos o los hombres sabios que aparecen en varios textos diferentes; otros libros bíblicos también como también los escritos de Heródoto y otros historiadores. Y básicamente hemos descubierto, y aquí está el enfoque principal de quiénes fueron. Y después, entraremos a los puntos específicos. Y creo que ustedes van a encontrar que esto es fascinante. Pasaremos mucho tiempo con algo de historia en esta noche. Va a ser enseñanza no acerca de predicación. Pero va a ser historia. Creemos que fueron miembros de un grupo oriental sacerdotal descendientes de una tribu originalmente asociada con los medos.

Ahora, quiero recordarles algo para que tengan algo del panorama. Básicamente en la historia del mundo, ha habido cuatro imperios mundiales importantes, ¿muy bien? El primero fue el Imperio Babilónico. Y eso fue esencialmente establecido en el Creciente Fértil, al este de Israel, en el valle del Tigris y el Éufrates, en el norte del golfo de Arabia, al este de lo que conocemos hoy en día como Israel. Ahí estuvo el imperio babilónico. Fue seguido por el segundo imperio mundial del cual habla Daniel. Y ese imperio fue conocido como el Imperio Medo Persa. Fue un imperio conglomerado formado por los medos y los persas. Los medos fueron personas muy numerosas y poderosas en términos de expansión territorial. El tercer gran imperio mundial fue Grecia. Cuando el Imperio Medo Persa fue conquistado por Alejandro Magno, el mundo se volvió griego, por así decirlo. El cuarto gran imperio fue el Imperio Romano.

Ahora, conforme regresamos, mientras que el Imperio Babilónico estaba en existencia, ahí estaban todavía los medos y los persas. Entonces, es un pueblo muy antiguo. De hecho, hay muchas personas en la historia que rastrean el origen de los medos hasta el tiempo cuando Abraham fue llamado de Ur de los caldeos, en el capítulo 12 de Génesis. Entonces, bien podría ser que estas son personas de muchos, muchos años. Una nación muy antigua. Ciertamente son personas que aparecen el Imperio Babilónico porque los vemos en el libro de Daniel. Son personas del Imperio Medio Persa y existieron a lo largo del Imperio Griego y todavía existieron en el Imperio Romano cuando Cristo nace.

Entonces, son personas de muchos años de antigüedad que había vivido por mucho tiempo, estos hombres sabios. Y por cierto, la palabra sabios… Noten que la palabra dice en Mateo versículo 1: “Cuando Jesús nació en Belén de Judea en días del rey Herodes, vinieron del oriente a Jerusalén unos magos.” La palabra griega es magos, magoi. Literalmente es una palabra que no se puede traducir. No es una palabra que se puede traducir; simplemente es el nombre de una cierta tribu de personas. Debería ser mejor traducida quizás ‘magos’ como en el caso de la reina Valera 1960, por ejemplo.

Los magos fueron una línea sacerdotal, una tribu sacerdotal de personas entre los medas. Este fue un pueblo muy antiguo y numeroso. Eran muy capaces en la astronomía y la astrología. Era el algo que les preocupaba mucho. Su interés en la astronomía y astrología sólo fue parte de su participación. Eran una especie de personas que estaban involucradas en el ocultismo. Tenían algunos procesos de adivinación. Estaban involucrados en cierto tipo de cosas que supondríamos, quizás, eran como hechicería; y ese es el motivo por el cual la palabra magos fue corrompida a lo largo de la historia hasta llegar a la palabra mago, lo cual es un sinónimo de hechicero.

Pero los magos originalmente fueron originalmente una tribu pagana, sacerdotal de personas que venía de los medos y los persas; y hay muchas, muchas fuentes históricas que certifican esto. Ellos llegaron a estar interesados en astronomía y astrología y el estudio de las estrellas. Y en aquellos días realmente no separaban mucho entre la superstición y la ciencia. La ciencia es astronomía, la superstición es astrología; y estaban muy mezcladas en ese entonces. Ahora, lo que es interesante acerca de esto es que durante el tiempo del imperio Babilónico estos magos estaban viviendo en el área de Babilonia. Estuvieron ahí durante el tiempo babilónico y también el Imperio Medo Persa.

Ahora, mientras que estuvieron ahí durante el Imperio Babilónico, fueron muy influenciados por los judíos. Recordarán que una de las cosas que Nabucodonosor, el rey de Babilonia, hizo fue llevar a Judá en cautiverio. ¿Recuerdan eso? Eso es lo que Jeremías estaba diciendo. Van a ser llevados en cautividad. Jeremías pronunció este hecho e inclusive el libro de Lamentaciones lamenta esta realidad. Y fueron llevados en cautividad babilónica.

Bueno, aquí en Babilonia existían estos magos y eran oficiales de muy alto rango. Ya para la época en la que habían ascendido a un lugar de prominencia en el Imperio Babilónico, habían llegado ahí debido a su impresionante intuición, sabiduría, conocimiento, astrología, capacidad en el ocultismo o como lo quieran llamar, habían llegado a un lugar de prominencia. Y entonces, inmediatamente, estuvieron en contacto con todas estas personas judías que habían sido traídas en la cautividad. También estuvieron en contacto con un judío específico llamado Daniel, quien llegó también a tener una posición prominente en el Imperio Babilónico. Y como consecuencia, estaban muy familiarizados o llegaron a finalizarse, en la dispersión de los judíos en Babilonia, con la profecía judía acerca del Mesías. Estaban conscientes de cuál era realmente el plan profético judío para Éste que iba a venir. Y entonces, ellos eran básicamente estos. Estos eran los magos.

Ahora, realmente quiero profundizar un poco en esto; y preparar el contexto para lo que sucede en este increíble incidente en el capítulo 2 de Mateo. Regresemos y veamos algo de su historia. De acuerdo con el antiguo historiador Heródoto, los magos fueron una tribu de personas que eran parte de un grupo de personas más grande llamados los medos. Ahora escuchen esto. Fueron una tribu sacerdotal por herencia. En otras palabras, eran como los levitas en Israel.

En Israel, hubo doce tribus. Pero sólo una de esas doce tribus fue apartada como la tribu sacerdotal. Y eran los que ministraban los rituales y las ceremonias religiosas en el templo. Y eran los levitas. Bueno, los medos paganos tenían algo similar. De todas las tribus de los medos, habían seleccionado a una que funcionaba como sacerdotes en sus rituales paganos. Y esa tribu que habían elegido era la de los magos. Nuevamente, es una palabra que realmente no se puede traducir. Este es el nombre de un grupo sacerdotal de personas. Un sacerdocio que recibían por herencia.

Ahora, como dije hace un momento, algunos historiadores los ven remontándose hasta Ur de los caldeos como parte de un grupo de personas nómadas que estaban andando por todos lados en esa parte del mundo. Sea lo que sea que es verdad, sea que se remontan a Ur o que simplemente llegan a existir alrededor del tiempo babilónico, no sabemos. Pero el punto es éste. Durante la época del Imperio Babilónico, eran importantes. Durante el Imperio Medo Persa eran importantes, durante el Imperio Griego eran importantes y durante el Imperio Romano también eran importantes. Y en todos estos imperios mantuvieron un lugar de prominencia tremenda en el oriente, en el este.

Como pueden ver, aun cuando el Imperio Griego estaba en boga, todavía había algo de cultura y poder oriental. Aun cuando el Imperio Romano estaba en boga, había algo de poder oriental. Y en ambos períodos, los magos realmente fueron las personas claves en el gobierno del este, centrados ahí en el creciente fértil, en el área alrededor de Babilonia y medo Persia. Ahora, siempre aparecen con un poder político tremendo. Esto es muy importante que usted lo entienda. Aquí está usted recibiendo una pequeña lección de historia. Siempre aparecen con un poder político tremendo.

Yo diría que la mayoría de los historiadores, por lo menos los que leí y aquellos a los que se hace referencia, los ve como un grupo oriental que llegó a la prominencia gracias a su función sacerdotal excepcional. Gracias a sus capacidades de adivinación en el ocultismo. Por su conocimiento astrológico, astronómico, y por todo esto llegaron a ocupar lugares de prominencia. Y llegaron a ocupar lugares de prominencia en el gobierno babilónico, en el gobierno medo persa, inclusive en algunos casos en el este durante el período griego; y para algunos durante el período romano, para llegar a ser asesores de la realeza del este. Y ahí es de donde obtuvieron el nombre de hombres sabios en algunos casos. Eran los que eran consultados acerca de las diferentes cosas que los reyes y gobernantes y los nobles y los príncipes querían saber.

Ahora, inclusive tenemos algo de historia que nos dice acerca de sus actividades religiosas. Les voy a dar una pequeña descripción del tipo de religión que los magos practicaban. Su sacerdocio tenía ciertas funciones; y aquí hay algunas de las cosas: el elemento principal de su adoración parece haber sido el fuego. Es aparente a partir de la historia que adoraban o que en cierta manera adoraban el fuego. Y no estamos seguros de por qué, pero quizás veían en el fuego como una especie de encarnación de deidad. Y, por cierto, ellos eran monoteístas; ellos sólo creían, realmente, en un Dios. Y entonces, tenían eso en común con Israel. Pero ellos veían al fuego como el elemento principal de su adoración. Y en relación con eso, tenían un altar en el cual quemaban continuamente una flama perpetua. Ellos creían que esa flama perpetua era avivada por el Dios del cielo.

Entonces, tenían este altar con una flama perpetua. Ahora, ahí en sus templos también tenían otro altar; y en ese altar ofrecían sacrificios de sangre. Entonces, de hecho, tenían un sistema sacrificial de sangre. Ellos prendían el fuego para quemar el sacrificio con la flama del altar perpetuo. Y después, cuando ellos habían quemado el sacrificio, esto es interesante, la víctima era entonces comida por el adorador y por los sacerdotes magos.

Lo que es fascinante en todo esto es que es casi un paralelo directo al judaísmo. Y usted puede ver cómo ya desde el pasado, Satanás estaba falsificando la religión verdadera desde el principio. Y él siempre ha hecho eso. Usted sabe, inclusive el día de hoy, está el cristianismo real y está el falso. Y en ese entonces, había un sistema sacrificial real con adoración genuina hacia el único Dios verdadero; y también estaba el monoteísmo falso. El sacrificio de sangre falso. El sacrificio falso. Y ofrecían sacrificios quemados y después los comían, el adorador y el sacerdote.

Además, estas personas tenían un sacerdocio por herencia. Nuevamente, esta fue una falsificación del sacerdocio levítico. Estas personas llevaban pequeños montones de varas de adivinación en su vestimenta. Y usaban estas varas de adivinación para sus pequeñas ceremonias. No diferentes del Urim and the Thummim de los sacerdotes, el sumo sacerdote mediante el cual se buscaba el conocimiento de Dios. Ellos creían en la distinción de cierto tipo de animales inmundos. Eso es interesante. Ellos creían que ciertos insectos y ciertos reptiles eran inmundos. Nuevamente, esto es un interesante paralelo a lo que Dios realmente le reveló a Israel. Y otra cosa que creo muy interesante acerca de la cual estaba leyendo era que ellos eran muy ritualistas acerca de tocar o desechar un cadáver. Algo más que tenían en común con el estándar de Dios con Israel. Entonces, en el Imperio Babilónico aparece este grupo religioso muy interesante. Y llegaron a tener una prominencia enorme.

En Jeremías 39:3, versículo 13, se menciona a un hombre llamado Nergal-sarezer. Y Nergal-sarezer es el jefe de los magos en la corte de Nabucodonosor. ¿Muy bien? Entonces, estos reyes orientales comenzando con Nabucodonosor habían sido muy elevados. E inclusive antes de eso. Pero en lo que concierne a las Escrituras, los vemos primero con Nabucodonosor. Habían llegado a elevar a este grupo sacerdotal de los medos la posición de ser los asesores oficiales del rey. Y entonces, son personas tremendamente poderosas. E inclusive cuando Babilonia cayó y el Imperio Medo Persa llegó, y tiene grandes gobernantes como Ciro y otros, todavía tiene a los oficiales de alto rango del Imperio Medio Persa siendo tomados a partir de este grupo llamado los magos. Realmente no tenían quién compitiera con ellos en términos de poder político.

Ahora, quiero que pasen a su Biblia conmigo por un momento, de regreso al libro de Daniel. Y quiero mostrarles cómo aparecen ellos en el libro de Daniel. Daniel, capítulo dos. Cuando termine con todo esto y vuelva a leer al versículo 1 del capítulo 2 de Mateo, va a entender mucho mejor lo que dice ahí. Daniel capítulo 2, versículo 10. Y no vamos a tomar el tiempo para explicar el contexto. Pero aquí estamos en la corte de Nabucodonosor. Daniel está ahí, los judíos están en cautiverio en Babilonia; y dice: “Los caldeos respondieron delante del rey, y dijeron: ‘No hay hombre sobre la tierra que pueda declarar el asunto del rey; además de esto, ningún rey, príncipe ni señor preguntó cosa semejante a ningún mago ni astrólogo ni caldeo.’” Y es muy probable que todos esos sean sinónimos. Y después, astrólogo y caldeo puede ser simplemente otra manera de decir lo mismo.

Entonces, aquí encontramos la palabra mago. No es estrictamente la palabra mago. Esa es una corrupción digamos en español. Es la palabra mago.

Está hablando de esta tribu sacerdotal. Tenían un lugar muy prominente en esa época. Eran conocidos como aquellos que podían interpretar sueños. Ahora, usted recordará que Nabucodonosor tuvo este sueño raro y ninguno de ellos podía interpretarlo. Ahora, lo que es fascinante acerca de esto es que hubo un hombre que podía interpretarlo. ¿Y sabe quién fue ese hombre? Fue Daniel. Ahora, continuemos un poco. Capítulo 4, versículo 7. Volvemos a ver a los magos. Capítulo 4, versículo 7: “Y vinieron magos, astrólogos, caldeos y adivinos, y les dije el sueño, pero no me pudieron mostrar su interpretación.” Versículo 9: “Beltsasar, jefe de los magos.” Aquí conocemos al jefe o al maestro de los magos.

Y simplemente estoy tratando de señalar que son mencionados de manera repetida en el libro de Daniel. Y más bien en lugar de llamarlos magos, deben ser magos en el sentido de ser hombres sabios. Eso es esencialmente a lo que se está refiriendo. Ahora, cuando vino Daniel, él sí pudo dar respuesta a lo que todos estos magos que estaban en el lugar prominente de asesores, siendo los asesores del rey, no pudieron. Y sucedió algo asombroso. Daniel 5:11: “En tu reino hay un hombre en el cual mora el espíritu de los dioses santos, y en los días de tu padre se halló en él luz e inteligencia y sabiduría, como sabiduría de los dioses; al que el rey Nabucodonosor tu padre, oh rey, constituyó jefe sobre todos los magos.”

Observen qué interesante. Daniel fue tan apto en relatar los sueños del rey, que el rey hizo de Daniel el jefe de los magos. Entonces, Daniel literalmente es el jefe en Babilonia que está por encima de todo este grupo sacerdotal. ¿Muy bien? Es fascinante. Ahora, eso coloca a Daniel en una posición única de poder darles, transmitirles a estos magos toda su información acerca del Antiguo Testamento, lo cual es sin lugar a dudas lo que Daniel precisamente hizo. Sabemos que Daniel fue un hombre de Dios. Sabemos que Daniel fue un hombre totalmente entregado a la adoración y expresión de su fe porque terminó en un foso de lesiones debido a eso, ¿no es cierto? Y no hay duda alguna en mi mente de que Daniel y el resto del remanente piadoso en la diáspora, compartió su conocimiento del Antiguo Testamento y sus copias de las Escrituras con estas personas en Babilonia.

Y además, cuando llegó el decreto final de Ciro que podían regresar a la tierra, la mayoría de los judíos nunca regresó. La mayoría de los judíos se quedó en Babilonia, mezclándose, y a lo largo del resto de la historia de Babilonia y Medo Persia, hubo personas en las familias nobles, personas con cargos de alto rango, inclusive algunos dicen que hubo monarcas en esa parte del mundo que tenían parte de sangre judía. Y ciertamente tenemos que concluir que Daniel tuvo un impacto profundo al trasmitir toda esa información. Y por cierto, quiero agregar otro comentario conforme estaba estudiando esto. Esto realmente me pareció fascinante. Si Daniel fue tan bueno en ganar a estos magos y convencerlos acerca del hecho de la llegada del Mesías, ¿por qué es que tramaron contra él y lo arrojaron en el foso de los leones, si tuvo tanta influencia y fue tan creíble?

Entonces, comencé a estudiar y en el sexto capítulo de Daniel encontramos algo muy interesante. No necesitan pasar ahí… No vamos a explicar todo esto. Pero en el sexto capítulo de Daniel encontramos una trama en contra de Daniel en base a envidia. Pero lo que es realmente asombroso acerca de esta trama es que no es una trama que es planeada por los magos que dominaban la jerarquía de la corte real. Sino que es una trama que fue planeada por hombres conocidos como los sátrapas. Ese es un término que se usaba para describir a los gobernadores regionales que no tenía nada que ver con el palacio. Entonces, recuerde algo: la trama que fue concebida debido a la envidia que estos hombres tenían en contra de Daniel no fue una trama que fue diseñada por las manos de los magos. Lo cual nuevamente me lleva a ver que es muy probable que Daniel fuera alguien que gozaba de mucha credibilidad y que fue muy convincente en su impacto.

De hecho, ¿se da cuenta de que cuando Daniel fue de hecho arrojado en el foso de los leones el rey decía ‘Daniel, sé que tu Dios te va a librar’? ¿Se acuerda de que el rey literalmente dijo eso? Él estaba tan convencido del poder del Dios a través del testimonio de Daniel. Y estoy seguro de que él estaba chequeando esto tan a menudo como podía para ver si de hecho eso fue realidad. Entonces, los magos mantuvieron su lugar de prominencia, influenciados, sin duda alguna, por un hombre tan grande como Daniel. Y hubo pocos que vivieron como él, influenciados por judíos piadosos en la dispersión, influenciados por matrimonios mixtos y la cultura judía constante que se les impuso en muchas maneras. Y llegaron a tener una posición en el Imperio Medo Persa de gran poder en la corte del rey.

Ahora permítame decirle algo más que es muy interesante. En el sexto siglo antes de Cristo, hubo un gran rey de Persia llamado Darío, Darío el grande. Esto es en el Imperio Medo Persa. Esto es alrededor del tiempo de Daniel. Y Darío llegó y dijo que establecería una religión nacional. ¿Y sabe cuál escogió? El zoroastrismo. No tenemos tiempo para entrar al zoroastrismo; pero el zoroastrismo tenía mucha astrología. Y bien podría ser que los pequeños detalles de astrología y la preocupación de los magos por eso vino con la influencia del zoroastrismo. Ahora, lo que usted tiene es que estos magos que tienen su propia religión cultural además de lo que ha sido impuesto a ellos por el judaísmo, además ha sido impuesto el zoroastrismo. Para decirlo suavemente, esto es una mezcla muy rara.

Pero lo que es tan interesante es que los magos estaban tan ansiosos por mantener su poder político y estaban tan ansiosos por mantener su poder religioso, que cuando el decreto de Darío se metió, que el zoroastrismo sería la religión que existiría, simplemente entraron sin problema alguno y dijeron ‘está bien con nosotros.’ E hicieron algunas adaptaciones. Pero ahora lo que usted tiene es algo muy interesante. Tiene a los magos inmersos aquí. Algunos de ellos, sin duda alguna, comprometidos con el zoroastrismo conforme pasó el tiempo, algunos de ellos comprometidos con las fórmulas que tenían antiguas y algunos de ellos creyendo honestamente en su corazón que el Dios de Daniel era el verdadero Dios.

Y entonces, esta es la clave conforme la historia avanzó aparte ir de aquí. Los magos comenzaron a partir de un compromiso singular con su religión histórica y comenzaron a entrar a diferentes cosas. Algunos de ellos pudieron haberse inclinado al zoroastrismo, algunos a las prácticas antiguas que tuvieron como magos y creo en mi corazón que algunos -como estos magos que se aparecen en el nacimiento de Cristo- eran verdaderos buscadores del Dios verdadero. Y esto le da algo de trasfondo.

Voy a hablar un poco más acerca de esta historia. Los magos eran tan poderosos que los historiadores nos dicen que ningún persa podía llegar a ser rey… Ahora escuche esto… Ningún persa podía llegar a ser rey a menos de que cumpliera con dos requisitos: uno, tenía que dominar la disciplina científica y religiosa de los magos. Dos, tenía que ser aprobado y coronado por los magos. Ahora, eso es algo serio. Eso es poder. ¿Sabe cómo llamaban a la sabiduría de los magos? Tenía un nombre. El nombre era la ley de los medos y los persas. Esa ley era la ley o el código definido por los magos. Y si usted quiere ver esa frase, está en Esther 1:19 y también en Daniel capítulo 6 un par de veces. La ley de los medos y los persas era el código, la disciplina científica religiosa de los magos. Y su sabiduría era requerida para que alguien llegara a ser un monarca en Persia. Además, los historiadores nos dicen que ellos controlaban también el área judicial y el área real.

En Esther 1:13 tenemos una indicación de que el grupo de los jueces era escogido del grupo de los magos. Eran bastante poderosos. Y usted tiene que recordar que cuando hablamos del Imperio Persa y el Imperio de los Medos y el Imperio Babilónico que está hablando acerca del control del oriente. Era un imperio enorme. Y en los tiempos de Babilonia y de Medo Persia, ellos literalmente controlaban el mundo conocido. Éstos eran hombres muy poderosos. Y no sólo eran responsables por establecer el patrón de cada monarca de esa época sino que también eran responsables por establecer los jueces. Tenían un sistema de verificación para evitar el despotismo que podía emanar o ser el resultado de la monarquía; y entonces eran los jueces, lo cual promovía un equilibro para el rey dictador. La historia nos dice que conocían la astronomía y era muy buenos en matemáticas, conocían historia natural, eran buenos en la agricultura y la arquitectura.

Y usted recuerda en Hechos 7 que habla acerca del hecho de que Moisés fue criado en toda la sabiduría de los egipcios. Lo mismo era el caso de cualquier persona que era criada en la nobleza en el este. Y eran criados en la ley de los medos y los persas. Toda la nobleza criada por ellos. Eran los que hacían a los reyes. Eran los que preparaban a los reyes. Y nadie gobernaba fuera de ellos. Ahora, como mencioné hace un momento, una de las áreas en las cuales ellos eran especialistas era interpretar sueños. Y cuando no pudieron hacer eso y vino Daniel, fue ascendido y se convirtió en su jefe, como vemos en Daniel 5:11, ese escenario fue hecho por Dios para establecer la escena para Mateo capítulo dos, cientos de años antes de que Jesús naciera. Seiscientos. Dios estaba preparando la situación para que un gran profeta hebreo gobierne a un grupo llamado los magos para que un día, cuando un bebé naciera en Belén, algunos de esos magos llegaran a la casa en donde el bebé estaba. Eso es planear la historia.

Entonces, la religión sincretista híbrida de los magos, muy parecida el judaísmo, monoteísta y con un sacerdocio por herencia, con sacrificios de sangre, también creían en la revelación sobrenatural, creían en la profecía; y estas cosas en común hacia que el judaísmo fuera fácil de aceptar para ellos. Yo creo en mi corazón -y esto es simplemente lo que creo debido a lo que veo sucediendo en Mateo 2- que hubo algunos magos gentiles que temían a Dios que existieron históricamente en esa parte oriental del mundo.

Ahora, quiero avanzar a la época de Jesús. Vaya conmigo a Mateo 2. El tiempo ha pasado, siglo tras siglo hasta que Jesús nace. De alguna manera, y de un modo maravilloso, Dios ha hecho que algunos magos que están buscando la verdad se mantengan. La mayoría puede estar corrompido. Ciertamente, pudieron haber sido corrompidos; y vamos a conocer a unos cuantos corruptos ahí en el Nuevo Testamento. Pero hay algunos que eran reales. Algunos como Cornelio, algunos gentiles que temían a Dios. Algunos como Lydia, algunos gentiles que temían a Dios. Hubo algunos ahí en esa parte del mundo, algunos de los magos, que eran los que hacían, los que producían a los reyes y estos hombres que eran de un rango tan alto en el gran imperio del este. Hubo algunos en la época que todavía estaban esperando que se cumpliera la gran esperanza de Daniel, como usted puede ver.

Ahora, permítame presentarle el contexto. Políticamente hablando, Roma tenía miedo del imperio oriental. Si usted enfoca un momento en su mente un pequeño mapa de Europa, eso era el Imperio Romano. Esta gran parte de Europa. Y en términos técnicos, abarcaba hasta el este. Pero debido a la distancia que cruzaba el Mediterráneo, al cruzar el desierto para llegar al este, había cierto aislamiento en el este lo cual causaba que Roma estuviera muy preocupada. Y siempre tuvieron miedo de que lo que en ese entonces se conoció como el Imperio Parto, el imperio oriental constituido por los medos y los persas y el antiguo territorio babilónico, ese Imperio Parto siempre en cierta manera trajo algo de ansiedad para Roma.

Roma, como usted sabe, había estirado sus tentáculos para gobernar al mundo, pero realmente nunca se sintieron seguros por el Imperio Parto. Y entonces, se habían vuelto enemigos violentos, enemigos violentos. Y pelearon. En el año 55 a. C. pelearon. En el año 40 a. C. pelearon. Y lo que es fascinante es que ¿sabe dónde siempre peleaban? El gran imperio en el occidente y el gran imperio del este se unían, ¿y sabe dónde peleaban siempre? Ahí en la costa del Mediterráneo, Siria, Jordania, Palestina. Israel no era más que una tierra de nadie que estaba entre las potencias del este y el occidente. Ahora, Roma tenía miedo de ellos. Y si usted ve el versículo 3 de Mateo 2, dice: “Oyendo esto, el rey Herodes se turbó, y toda Jerusalén con él.” Cuando él oyó que los magos que venían del Oriente, que eran los que establecían a los reyes, que venían del Imperio Parto y establecían a los reyes habían llegado a Jerusalén, él fue sacudido. Y veremos más de eso en unos cuantos minutos.

Ahora, permítame contarle algo más de lo que sucede. Ya para cuando llegamos al tiempo de Cristo, los magos todavía tienen un poder tremendo en el este. Algunos de ellos usaban su poder y su posición, sus capacidades con gran sabiduría humana. Algunos de ellos realmente se volvieron personas terribles, como cualquier científico, cualquier sacerdote, cualquier predicador, cualquier otra persona experta en la época moderna que puede aplicar su profesión engañosamente u honestamente. Algunos de los magos eran honestos; y entonces exaltaron la profesión, por así decirlo, de la sabiduría y el consejo político. Algunos de ellos eran corruptos y la prostituyeron. Ambos tipos eran comunes en la época mediterránea cuando Cristo nació.

Ahora, permítame presentarle a un par de corruptos. Pase en sus Biblias a Hechos 8. Hechos 8, versículo 4. “Pero los que fueron esparcidos iban por todas partes anunciando el Evangelio. Entonces Felipe, descendiendo a la ciudad de Samaria, les predicaba a Cristo. Y la gente, unánime, escuchaba atentamente las cosas que decía Felipe, oyendo y viendo las señales que hacía.” Y habla de todo eso. Y llegamos al versículo 9: “Pero había un hombre llamado Simón, que antes ejercía la magia en aquella ciudad, y había engañado a la gente de Samaria, haciéndose pasar por algún grande. A éste oían atentamente todos, desde el más pequeño hasta el más grande, diciendo: ‘Este es el gran poder de Dios.’ Y le estaban atentos, porque con sus artes mágicas les había engañado mucho tiempo.” Ahora aquí esta Simón, Simón el mago. Y es un hombre que se ha entregado a Satanás. Y él usaba sus artes mágicas. Hechicería. ¿Notó eso? La raíz de esa palabra es mageuō en griego. Él utilizaba su arte mágico de una manera corrupta.

Y más adelante, él trató de comprar el Espíritu Santo y Pedro realmente lo confronta. Él dice en el versículo 20: “Entonces Pedro le dijo: ‘Tu dinero perezca contigo, porque has pensado que el don de Dios se obtiene con dinero. No tienes tú parte ni suerte en este asunto, porque tu corazón no es recto delante de Dios.’” Versículo 22: “Arrepiéntete, pues, de esta tu maldad.” Versículo 23: “Porque en hiel de amargura y en prisión de maldad veo que estás.” Hombre, Pedro realmente lo confrontó. Observe el capítulo 13 de Hechos, Hechos 13, versículo 6. Éstos son Pablo y Bernabé comenzando su primer viaje misionero. Y están en Chipre, la pequeña isla en la costa este del Mediterráneo. “Y habiendo atravesado toda la isla hasta Pafos, hallaron a cierto mago, falso profeta, judío, llamado Barjesús…” Y llega hasta el versículo 8 y dice: “Elimas, el mago.” El griego es Elimas, el mago. Aquí hay otro que también ha prostituido su profesión. Ha prostituido esta religión pagana extraña para buscar los fines de Satanás. Y claro, él trató de afectar a Pablo. Y Pablo dice: “¡Oh, lleno de todo engaño y de toda maldad, hijo del diablo, enemigo de toda justicia! ¿No cesarás de trastornar los caminos rectos del Señor? Ahora, pues, he aquí la mano del Señor está contra ti, y serás ciego, y no verás el sol por algún tiempo. E inmediatamente cayeron sobre él oscuridad y tinieblas; y andando alrededor, buscaba quien le condujese de la mano.” Pablo lo enfrentó.

Como usted puede ver, tanto Simón como Elimas fueron traídos bajo esclavitud de Satanás mismo, quien es el dios de todos los astrólogos y el dios de todos los hechiceros. Y francamente, éste era el tipo de gente que hacía que personas inteligentes en el Imperio Romano menospreciara a hechiceros así. Ciro, él dice que son víboras, son escorpiones y son otras criaturas venenosas. Como puede ver, éste era el tipo de gente que los Romanos despreciaban. Como dije, estaban ahí en el este, eran personas tremendamente poderosas. Y algunos entre ellos, sin duda alguna, eran hombres genuinos.

Ahora en el tiempo de Cristo, en el tiempo de Cristo en el imperio oriental, había un grupo de personas llamado los megistanes. Eso no va estar en el examen, no se preocupe por la palabra. Pero había un grupo de personas que se llamaba los megistanes; y eran como el Senado de los Estados Unidos. Muy bien. Es simplemente un nombre, los megistanes y este grupo de personas gobernaba en el Imperio Parto-Persa en ese entonces. Ahora escuche, estaba totalmente compuesto de magos cuyo deber era, mucha atención, tener autoridad absoluta para escoger a un rey. Eran los que establecían a los reyes. ¿Y sabe lo que sucedió? Tenían verdaderos problemas con el rey que tenían. Ellos querían pelear contra Roma y derrotar a Roma. Pero no tenían un buen rey. Fraates IV de Partia. Y Fraates IV de Partia había sido derrocado. Y escuche, los magos estaban buscando un nuevo rey, un nuevo rey del este. Un nuevo rey del imperio oriental que pudiera ir contra Roma.

Y cuando llegaron a Jerusalén, Herodes sabía lo que estaba pasando. Ellos eran los que producían y establecían los reyes. Y cuando andaban por la ciudad diciendo “¿dónde está este nuevo rey de los judíos?,” Herodes entró en pánico. Cuando de pronto aparecen estos persas que establecían a los reyes y están ahí en Jerusalén, sin duda alguna viajando con toda su escolta oriental, sombreros cónicos que apuntaban hacia arriba, túnicas hasta abajo, viajando en caravanas persas, no en camellos. Y cuando llegaron, no llegaron solos. Se estima en términos históricos que llegaban con caballería persa. Y cuando llegaron con toda esta escolta a la ciudad de Jerusalén, y Herodes se asoma por su pequeña ventana del palacio, se puso como loco. Estos son hombres poderosos y para empeorar las cosas, su ejército estaba fuera del país en una misión. Y la Biblia dice que Herodes se turbó. Me imagino que así fue. La palabra en el griego es que estaba agitado como cuando la máquina de lavar la ropa se sacude.

Como puede ver, Herodes tenía un título. ¿Sabe cuál era el título del Herodes? Rey de los judíos. Lo obtuvo de César Augusto. César Augusto lo coronó rey de los judíos. Y él se dio cuenta que el gran sueño de su vida era obtener ese estado bajo su poder. Y él estaba en medio de dos imperios enormes que estaban en contienda. Y de pronto, esta enorme caravana de persas llega a la ciudad. Y él entra en pánico. Y están buscando al nuevo rey. Ahora, en ese entonces Herodes estaba por morir. Y César Augusto ya era realmente un hombre mayor y frágil. Y desde que se retiró Tiberio, el ejército romano no tenía ni siquiera un comandante en jefe. Y ellos sabían que éste era el momento cuando podría llevarse a cabo una guerra oriental contra occidente. Y eso era correcto. Y entonces, Herodes estaba aterrado.

Usted se preguntará qué estaban pensando los magos. No sé. Quizás lo habían visto políticamente. Quizás ellos pensaron aquí viene el rey. Y creo que es probablemente verdad pero además, creo que lo vieran espiritualmente. Porque cuando llegaron a ese pequeño lugar en Belén, la Biblia dice que lo adoraron. Lo vieron más que como un Rey. Y yo creo que vieron al Mesías del que habían oído desde los días de Daniel. Creo que tenemos aquí a gentiles que temían a Dios, que estaban buscando a Dios. Y ellos tenían un doble propósito. Estoy seguro que estaban pensando que quizás éste es el Salvador, llamado el Ungido, el cual es un término describiendo a un rey. Y quizás Él no sólo será el Salvador, el Mesías sino que Él será el que va a congregar a este pueblo del este y marchar contra la opresión de Roma. Por cierto, los magos sabían que el pueblo de Israel estaba de su lado, no del lado de Roma. Y entonces, esa es la razón por la que llegan a la ciudad y comienzan a preguntarle a la gente dónde estaba este nuevo Rey. Ellos pensaban que el pueblo de Israel estaría tan emocionado como ellos. Pero como usted puede ver, el pueblo de Israel estaba cegado por su incredulidad.

¿No le parece fascinante? Me parece fascinante que el primer grupo de personas en el mundo que reconoció la llegada del Rey fueron gentiles. Gentiles. ¿Acaso eso le dice algo acerca de la historia? “El vino a los Suyos y los Suyos no le recibieron.” Y Mateo continúa con este tema lo largo de su Evangelio. El rechazo del Rey. ¿Podría ser este el monarca invencible? Podían coronarlo. Podían tomarlo y hacerlo Rey y unificar el este. Y este gran Mesías del cual Daniel había profetizado y podrían ir en contra Roma siendo invencibles. Y entonces, Jerusalén es visitada por este grupo de magos, estos establecedores de reyes del este que vienen aquí con toda su caballería, con su escolta. Y el escenario está entonces establecido. ¿Qué sucede después de esto? Regrese la semana próxima. No tenemos tiempo.

Permítame cerrar con esto. ¿No le emociona ver cómo Dios controla la historia? ¿No le emociona eso? Ahora puede ver todo lo que vimos y todo lo que escuchó durante 50 minutos y ¿sabe lo que es tan fascinante? ¿Sabe por qué es tan fascinante para usted? No porque simplemente fue un montón de hechos históricos; sino porque usted estaba viendo a Dios llevando a cabo Su obra a lo largo de la historia. Hace mucho tiempo atrás, Él escogió a un hombre llamado Daniel, lo colocó en un lugar de influencia sobre algunos hombres que llegaron en un tiempo perfecto. Usted preguntará por que Mateo presenta esto. ¿Por qué? Escuche. Mateo, a lo largo de su Evangelio, está tratando de decirle al mundo que Jesucristo es Rey. Y simplemente para asegurarse que nadie pierda de vista de esto, él presenta a los hombres más famosos que establecían a los reyes en el mundo para que vengan y se postren a los pies de Él. ¿Se da cuenta? Esto es parte de la estrategia de Mateo. Él es el rey. Y si Israel no lo va a reconocer, entonces Dios va a traer a un grupo de gente de Persia para reconocerlo. Él es Rey.

Dios ha planeado de manera maestra la historia. Y lo triste es que el pueblo que debería haber sabido, el pueblo que debería haber sabido, no lo vio. Y la gente que nunca debió haber sabido se apareció y adoró. Eso es historia. Jesús vino. Pablo dijo: “Al judío primero, pero también el gentil.” Jesús dijo: “No he venido sino a buscar las ovejas perdidas de la casa de Israel.” Sin embargo, Israel le dio la espalda a Cristo y Él llamo a un pueblo del que no era Su pueblo. Él alcanzó a los gentiles, dice Romanos; y nos insertó. Y aquí vemos el indicio desde el principio. Se acuerda lo que dice, la Biblia dice que ‘si no lo alabamos,’ ¿quién lo va a alabar? Las rocas mismas. Y cuando el Rey llegó, amados, cuando el Rey llegó, si Su pueblo no lo iba a alabar, entonces Dios se iba a asegurar de que alguien lo iba a alabar.

Y usted sabe, en nuestro mundo en la actualidad celebran Navidad. Y se entregan tarjetas de Navidad. Y ven a los hombres sabios. No entienden el punto. No entienden el significado. No ven quién es Él. Sino que aquí y allá, algunos lo vemos. ¿Verdad? Hay algunos de nosotros que nos mostramos ante el Rey de Reyes y el Señor de Señores. La próxima semana, vamos a explicar quién fue Herodes, qué tipo de hombre fue y por qué se conmovió. Por qué tuvo miedo. Y le voy a decir cuál fue la estrella que los llevó a Belén. Oremos.

Padre, realmente va más allá de nuestra mente ver como Tú llevas a cabo Tu obra en la historia. Con nuestras pequeñas mentes finitas vemos cosas que pensamos que entendemos y después escarbamos con mayor y mayor y mayor profundidad. Y de pronto, descubrimos un mundo que nunca sabíamos que existía. Un mundo de información, un mundo de entendimiento que expande nuestras mentes. Tu grandeza increíble, Tu poder sin paralelo y Tu sabiduría sin paralelos. Dios, gracias por los hombres sabios, los magos, aunque no sabemos cuántos fueron y cuáles eran sus nombres, ellos estaban buscando al Rey. Y me entristezco en mi corazón por la gente del Rey que no lo quiso. Y oro Señor en esta noche por que nuestra comunión aquí, por algunos que han sido como el pueblo del Rey y le han dado la espalda y han dicho que no lo quieren. Que no quieren que este hombre reine sobre nosotros, como dijeron en la Biblia. Padre, oro para que Tú convenzas de pecado sus corazones. Que sean como aquellos que vinieron desde lejos y se regocijaron con gran gozo y cayeron y lo adoraron y se postraron. Gracias también porque Tú planeaste que fuéramos parte de la Iglesia que se postra ante Ti en adoración. Te damos la alabanza, Señor, por todo lo que has hecho. Muéstranos Tu mano poderosa en el nombre de Jesús. Amén.

 

Tomado de aquí

2 comentarios sobre “¿Quiénes Fueron los Magos?

    Cruz escribió:
    29 diciembre 2015 en 7:33 am

    Muy rica esta historia, muchas gracias.

    Dayan zuluaga escribió:
    26 julio 2016 en 1:20 am

    Estaba leyendo Mateo 2 , y de repente busqué el significado de los magos y me encuentro con este texto maravilloso, muchas gracias, me quite una venda de mis ojos, Dios los bendiga en abundancia.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s