Día: 28 enero 2014

Predica la Palabra: Porque Aporta Profundidad y Equilibrio al Ministerio

Posted on

clip_image002 Predica la Palabra: Porque Aporta Profundidad y Equilibrio al Ministerio

Por John MacArthur

Uno de los beneficios pasado por alto con frecuencia de la exposición bíblica consistente es que la fe y la práctica del predicador se prueba por cada texto. A la larga, todo lo que he enseñado ha tenido que sobrevivir al escrutinio de las Escrituras. Por la gracia de Dios, he sido capaz de enseñar a través de cada versículo del Nuevo Testamento (usando el Antiguo Testamento como apoyo y ejemplos). Tanto mi doctrina y mi vida han sido en moldeados radicalmente por la Palabra de Dios, ya que han tenido que superar la prueba de cada texto individual.

En el panorama general, la predicación versículo por versículo, libro a libro trae un equilibrio divino al ministerio. Impide al predicador excluir cosas o montarse a un caballo de juguete y montarlo hasta matarlo. Le obliga a ocuparse de temas que no puede, naturalmente, ser atraído si no fuera por el hecho de que el siguiente versículo que está predicando los aborda. En pocas palabras, le obliga a enseñar la verdad de Dios en la manera que Dios lo reveló. Y esa es la mejor manera de enseñar.

Leer el resto de esta entrada »

La Doctrina del Infierno: Exclusividad Religiosa

Posted on

clip_image001La Doctrina del Infierno: Exclusividad Religiosa

Por J.D. Greear

Este es el tercero de una serie de cinco capítulos sobre la doctrina del infierno. Haga clic aquí para ver la primera parte y la segunda parte .

En estrecha relación con la doctrina del infierno es la idea de la exclusividad religiosa: como cristianos, creemos que la única manera de ser salvo es por la fe consciente en Jesús. Esto es, por supuesto, una posición terriblemente impopular, y de la que escucho objeciones a casi a diario. Aquí están mis intentos de responder a algunas de esas objeciones.

1. “La religión es una cuestión de preferencia personal.”

Immanuel Kant, el padre de la filosofía moderna, dijo que las religiones son subjetivamente útiles pero no objetivamente ciertas. Muchas personas hoy en día ven las cosas de esta manera. Nuestras decisiones religiosas son sólo preferencias, y no pueden ser juzgados "correctas" o "incorrectas". Es como, ¿Pepsi o Coca-Cola? ¿Waffle House o IHOP?

Leer el resto de esta entrada »

Predica la Palabra: Porque Correctamente Informa Nuestra Adoración y Nuestro Andar

Posted on Actualizado enn

clip_image002 Predica la Palabra: Porque Correctamente Informa Nuestra Adoración y Nuestro Andar

Por John MacArthur

La búsqueda evangélica moderna de relevancia ha creado varias divisiones en la iglesia, tal vez ninguna más visible que la brecha de la adoración. La profunda comprensión bíblica de la Palabra de Dios y su carácter se enfrentó de forma rutinaria contra la euforia de una experiencia musical vibrante. Pero esa falsa dicotomía es una gran injusticia a la iglesia, ya que oscurece el impacto masivo que la Biblia tiene sobre la realidad y la realidad de la verdadera adoración.

A menudo digo a los pastores jóvenes al comienzo de su ministerio: “Tienes que descender si vas a dirigir a tu pueblo.” En otras palabras, el grado en que tu pueblo experimentarán una adoración trascendente está directamente relacionada con la profundidad de su comprensión de la verdad divina. Aquellos que entienden el evangelio más profundamente son los que adoran con la mayor exaltación y regocijo.

Tristemente, la mayoría de las iglesias están contentas de vivir en tierra plana. El predicador nunca profundiza en Su predicación por lo que las personas nunca se elevan en su adoración. Como resultado, las iglesias no pueden expresar la verdadera adoración que se levanta de un alma llena de la gloria de la verdad, por lo que la reemplazan por la manipulación emocional, melodías melosas, y la superstición. Lo llaman adoración, pero en realidad es más una expresión de sentimientos que una expresión de la verdadera adoración surgiendo de la mente que ha comprendido la profundidad de la doctrina profunda.

Leer el resto de esta entrada »

Los Apóstatas Condenan el Evangelio de la Gracia

Posted on Actualizado enn

imageLos Apóstatas Condenan el Evangelio de la Gracia

Por Mike Gendron

Desde hace más de 400 años de Roma no sólo ha predicado un evangelio diferente, sino también ha condenado a cualquiera a quien crea el glorioso Evangelio de la gracia. Muchos cristianos no son conscientes de que los Concilios de Trento y Vaticano II emitieron más de 100 ( condenas ) anatemas a todo aquel que crea que la salvación es por gracia solamente , a través de la fe solamente, en Cristo solamente. Todas estas condenas siguen vigentes hoy como prueba están estos dos ejemplos :

“Si alguien dice que el pecador es justificado por la fe solamente, lo que significa que no se requiere nada más que cooperar con el fin de obtener la gracia de la justificación, sea anatema.”

La Iglesia Católica, “condena con anatema a los que dicen que las indulgencias son inútiles o que la Iglesia no tiene el poder de concederlas.”

Leer el resto de esta entrada »

El Precio de un Pueblo

Posted on

clip_image002El Precio de un Pueblo

Por Tom Wells

¿Qué Clase de Acto fue la Muerte de Cristo?

Si preguntáramos, “¿Qué clase de acto fue la muerte de Cristo?” no sería difícil encontrar una respuesta. Es un acto que aspira traer hombres a Dios. Todo cristiano, pienso, estaría de acuerdo con esta respuesta. Usted y yo bien no podemos comprender la muerte de Cristo en la misma manera, pero una cosa esta clara para nosotros: Cristo murió para que hombres, mujeres y niños vinieran a Dios.

Esto hace surgir otra pregunta, sin embargo. ¿Qué cosas hacen retener a una persona que venga a Dios? Si no existe nada que me impida venir a Dios, Jesús no tendría porque morir por mí. Eso esta claro también ¿no? Hay barreras entre Dios y yo. En alguna manera la muerte del Señor Jesús fue con el fin de tratar con estas barreras.

Claro que una barrera fue mi falta de disposición de venir a Dios. Pero no pienso solo en ese problema. Si esa fuera la única barrera que existiera entre Dios y yo, la muerte de Cristo no sería necesaria. Todo lo que tendría que hacer es cambiar de manera de pensar y volverme a Dios. El problema estaría resuelto y ¡solo sería eso!

Puedo ver en mi Biblia que el problema entre Dios y yo era mas grande que un mero cambio de mentalidad de mi parte. Es verdad de que no podría ser cristiano si mi mente no fuera cambiada en muchas cosas. Pero la muerte de Cristo tiene que ver con algo más que una obra que cambiara mi mente. Muchos cristianos están de acuerdo que la muerte de Cristo trata con algo más que mi sola actitud hacia Dios.

Leer el resto de esta entrada »