Alva J. McClain

El Reino Universal y Mediato de Dios

Posted on

ESJ-2020 0120-003

El Reino Universal y Mediato de Dios

Por Alva J. Mcclain

El título elegido para estas conferencias, una frase que se encuentra en el séptimo capítulo del libro de Daniel, indicará la tesis general que espero establecer, a saber, “La grandeza del Reino”. Durante mucho tiempo he tenido la creciente convicción de que gran parte del desacuerdo sobre el tema del reino de Dios ha surgido de puntos de vista estrechos en cuanto a su carácter. Esta situación se da, por supuesto, en más de un área de teología bíblica. Los hombres se han equivocado, no tanto en lo que afirmaron, sino más bien en lo que negaron o descuidaron.

Esta tendencia ha sido impulsada por esa inclinación natural de la mente humana, mejor representada por los filósofos, que impulsa a los hombres a buscar un principio o idea que explique todo lo demás. Aunque este motivo, mantenido bajo legítimas restricciones, ha conducido a menudo a resultados fructíferos; sin embargo, siempre va acompañado de ciertos peligros. En primer lugar, existe el peligro de omitir asuntos de importancia que pueden quedar fuera de nuestras pequeñas fórmulas pulcras. En segundo lugar, pensando ahora en el campo de la teología cristiana, esta pasión por la simplificación excesiva puede hacer que los hombres pierdan la riqueza y la infinita variedad de la verdad cristiana en aras de una unidad estéril. Fue William James quien una vez sugirió que, considerado desde un cierto punto de vista abstracto, incluso una obra maestra de la música de violín podría describirse como “el raspado de la cola de los caballos sobre las entrañas de los gatos”. Tal definición tiene, por supuesto, el mérito de la simplicidad; se deshace de todo el misterio de la personalidad y del genio, pero el residuo no es muy interesante. Leer el resto de esta entrada »

La Relación Interpretativa Entre los Dos Testamentos

Posted on

ESJ-2017 1017-001

La Relación Interpretativa Entre los Dos Testamentos

Por Alva J. McClain

“La forma en que Cristo y sus discípulos tratan el Antiguo Testamento nuevamente nos enseña el principio de que la mera afirmación dogmática de un pasaje de las Escrituras, debe considerarse decisiva en cuanto a su significado. En el Nuevo Testamento hay unas 400 citas del Antiguo Testamento, y en todas ellas la mera expresión “Escrito esta” es determinante para clarificar su significado. Otro de los rasgos característicos e instructivos de los escritores del Nuevo Testamento es que se abstienen completamente de utilizar el método alegórico de interpretación, tan común por aquellos días, particularmente en los escritos de Fi16n. Ni siquiera Gálatas 4:22 (si lo entendemos correctamente) es una excepción a esta regla, porque, si después de todo, en este texto hay una interpretación alegórica, es un argumentum ad hominem. El método de interpretaci6n de los autores del Nuevo Testamento, sobrio y gramatical, también se destaca por su audaz y fidedigno contraste con los primeros exegetas cristianos como Orígenes, por ejemplo.” – G. H. Schodde’ Leer el resto de esta entrada »

La Norma de Vida para los Cristianos

Posted on

ESJ-015 2016 1107-001

La Norma de Vida para los Cristianos

Por Alva J. McClain

La norma de vida es la voluntad de Dios, en el contexto de su gracia, dada por medio de nuestro Señor Jesucristo y revelada perfectamente en toda la palabra de Dios. Esto es tan importante que se debe aprender de memoria. Los elementos principales son:

a. La voluntad de Dios

b. En el contexto de su gracia

c. Dada por medio de nuestro Señor Jesucristo

d. Revelada en la completa y escrita palabra de Dios.

Leer el resto de esta entrada »

Los Peligros en Poner al Creyente Bajo la Ley

Posted on

ESJ-015 2016 1026-005

Los Peligros en Poner al Creyente Bajo la Ley

Alva J. McClain

1. Existen, por lo menos, tres maneras en que un sistema teológico puede ser construido con el propósito de poner al cristiano bajo la ley:

a. Un sistema pondría al cristiano bajo la ley total, incluyendo todos sus elementos y penalidades. Esto es el judaísmo puro.

b. Otro sistema pondría al cristiano bajo la ley moral con sus castigos. Esto es el legalismo moral.

c. Otro sistema pondría al cristiano bajo la ley moral pero despojada de sus debidas penalidades. A esto se le llamaría un legalismo "débil y pobre" (Gá. 4:9).

Leer el resto de esta entrada »

El Creyente y la Ley

Posted on

ESJ-015 2016 1022-001

El Creyente y la Ley

Por Alva J. McClain

1. ¿Está el creyente bajo la ley? Varias contestaciones, evasivas en carácter, se han dado a esta pregunta. La mayoría se basan en una definición errónea o inadecuada de lo que significa la ley.

a. Algunos opinan que el cristiano está bajo la ley moral, pero no bajo la ley ceremonial.

b. Otros dicen que estamos bajo la ley moral, pero no sujeto a sus castigos.

c. Todavía otros proponen que estamos bajo la ley moral como una regla para la vida, pero no para salvarnos. Señalan que estamos bajo la ley para la santificación pero no para la justificación.

d. Otro punto de vista es que estamos bajo el Sermón del Monte, no bajo la ley del Sinaí.

e. Otra curiosa proposición reciente es que el creyente está bajo "la ley de Dios", pero no bajo "la ley de Moisés". Según esta disposición "la ley de Moisés" es el sistema total de la ley dada en el Pentateuco, mientras que "la ley de Dios" es solamente los Diez Mandamientos.16 Tal distinción entre "la ley de Dios" y "la ley de Moisés" no tiene base en las Escrituras. Vea Lucas 2:21-24, 39 donde la misma ley se llama "la ley de Moisés" y "la ley del Señor" y la ley a que se refiere es ceremonial en su naturaleza. También, en Marcos 7:8-13 lo que "Moisés dijo" es identificado como "el mandamiento de Dios". El pasaje citado del Pentateuco incluye uno de los Diez Mandamientos y también la sentencia de muerte del código civil. Por otra parte, no seremos mal guiados por ninguno de los puntos erróneos mencionados arriba, si tenemos una definición firme y completa de la ley divina, es decir, que la ley de Dios en la Biblia es una ley, incluyendo los elementos moral, ceremonial y civil y es inseparable de sus castigos.

Leer el resto de esta entrada »

La Ley de Moisés y los Gentiles

Posted on

ESJ-015 2016 1019-001

La Ley de Moisés y los Gentiles

por Alva J. McClain

La relación entre la ley mosaica y los gentiles es importante y ha habido desacuerdos muy fuertes sobre este tema. Algunos mantienen que la ley es solamente para Israel y no tiene nada que ver con los gentiles. Otros afirman que la ley es para todo ser humano y es universal en sus obligaciones. Existe algo de verdad en ambas partes.

Leer el resto de esta entrada »

La Ley Escrita por Dios Dada a Israel

Posted on

ESJ-015 2016 1013-001

La Ley Escrita por Dios Dada a Israel

por Alva J. McClain

1. La ley escrita fue dada solamente a Israel en forma de un pacto. Como prólogo a los "Diez Mandamientos" en el Sinaí, Jehová habló a su pueblo por medio de Moisés, diciendo, "Así dirás a la casa de Jacob, y anunciarás a los hijos de Israel . . . ahora, pues, si diereis oído a mi voz, y guardareis mi pacto, vosotros seréis mi especial tesoro sobre todos los pueblos" (Éx 19:3, 5). Después de recibir la ley en el Sinaí, leemos que Moisés "tomó el libro del pacto y lo leyó a oídos del pueblo" (Éx 24:7). Al comenzar a dar la ley, Dios le dijo que hiciera un record por escrito, "Escribe tú estas palabras, porque conforme a estas palabras he hecho pacto contigo y con Israel" (Éx 34:27).

El Propósito Divino de la Ley

Posted on

ESJ-015 2016 1011-001

El Propósito Divino de la Ley

Alva J. McClain

Si la ley no puede salvarnos ni ayudar en nuestra salvación, ¿por qué entonces, nos interesa? ¿Para qué fue dada la ley? Pablo, el apóstol, quien escribió más que ningún otro en cuanto a la ley, reconoció que es legítimo preguntar: ¿"para qué sirve la ley"? (Gá. 3:19). Una traducción literal sería ¿"por qué, entonces, la ley"? Pablo contesta en forma muy amplia su propia pregunta.

La Ley Es Incapaz de Salvar al Hombre

Posted on

ESJ-015 2016 1010-001

La Ley Es Incapaz de Salvar al Hombre

Por Alva J. McClain

1. No hay imperfección en la ley. Dice Salmo 19:7, "La ley de Jehová es perfecta". Y no hay duda en cuanto a la identidad de esta "ley". Es la muy conocida ley del Antiguo Testamento, la ley de Moisés. Llegando al Nuevo Testamento leemos que, "la ley es buena" (1Ti 1:8), y otra vez, "la ley a la verdad es santa, y el mandamiento santo, justo y bueno" (Ro 7:12). Aquí, debemos notar una verdad sobresaliente. El aprecio más alto de la ley fue escrito por el apóstol Pablo, quien, a la vez aseguró que ella en ninguna manera pudo dar vida y salvación a los pecadores. La debilidad no estaba en la ley.

Leer el resto de esta entrada »

Cómo Pudiera Dar Vida Eterna La Ley

Posted on

ESJ-015 2016 1004-004

Cómo Pudiera Dar Vida Eterna La Ley

Por Alva J. McClain

1. Hipotéticamente, la ley pudiera dar vida si los hombres la guardaran. Está escrito en Levítico 18:5, "Por tanto, guardaréis mis estatutos y mis ordenanzas, los cuales haciendo el hombre, vivirá en ellos. Yo Jehová". La misma idea se repite en Ezequiel, "Y les di mis estatutos, y les hice conocer mis decretos, por los cuales el hombre que los cumpliere vivirá" (Ez 20:11, 13, 21). Sin discutir, nuestro Señor Jesús tenía en mente el mismo fundamento cuando dijo al joven rico, quien estaba buscando la vida eterna por medio de las obras, "si quieres entrar en la vida; guarda los mandamientos" (Mt 19:17b). Y estos "mandamientos" se sacaron de la ley mosaica. El apóstol Pablo da un resumen, "Porque de la justicia que es por la ley Moisés escribe así: El hombre que haga estas cosas, vivirá por ellas" (Ro 10:5).

Leer el resto de esta entrada »

"La Ley" en el Nuevo Testamento

Posted on

ESJ-015 2016 1003-006

"La Ley" en el Nuevo Testamento

Alva J. McClain

1. "La ley" es la que fue escrita por Moisés, y por lo general, incluye todo el Pentateuco. En Gálatas 3:10 el escritor la identifica como "el libro de la ley". Nuestro Señor Jesús habla de "la ley o los profetas", señalándola como la parte del Antiguo Testamento contenida en los primeros cinco libros, una división muy conocida en su tiempo (Mt 5:17). La misma identificación aparece en Lucas 24:44 y Hechos 28:23.

Aunado a esto, cada uno de los cinco libros del Pentateuco está relacionado como una porción de "la ley". En 1 Corintios 14:34 Pablo exhorta a las mujeres a "que estén sujetas, como también la ley lo dice" y sin duda, él se refiere a Génesis 3:16. Y citando Éxodo 20:17, él lo llama "la ley" (Ro 7:7). Jesucristo mismo dirige a un abogado al pasaje de Levítico 19:18 indicando que fue "escrito en la ley" (Lc. 10:26- 27). En Mateo 12:5 nuevamente él cita un texto de Números 28:9-10 y pregunta a los fariseos si no lo habían leído "en la ley". Por último, en defensa del ministerio pagado, Pablo ocupa un pasaje de Deuteronomio 25:4 declarando que está escrito "en la ley de Moisés" (1Co 9:9).

Leer el resto de esta entrada »

La Grandeza del Reino

Posted on Actualizado enn

clip_image001LA GRANDEZA DEL REINO

Por el Dr. Alva J. McClain

Voy a comenzar la discusión con una definición tentativa. Un reino implica tres cosas: un rey que gobierna, sujetos a los que se gobiernan, y un ejercicio real del gobierno. Sobre la base de esta definición, el Reino de Dios se puede describir tentativamente como el gobierno de Dios sobre Sus criaturas.

También debemos notar brevemente el uso bíblico del término "Reino" como una referencia a la norma divina. El término se produce, pero rara vez en el Antiguo Testamento, pero la idea se encuentra a menudo en tales pasajes como los que hablan de Dios como "Rey" y "juez". En los tres evangelios sinópticos el término es muy común, mientras que en Juan se encuentra sólo cuatro veces. En los Hechos se produce en ocho ocasiones, en las Epístolas muy rara vez, y en el Apocalipsis seis veces. La mayoría de los estudiosos han notado el uso frecuente del término por nuestro Señor en contraste con la aparente silencio de las Epístolas, y algunos han tratado de explicar este último diciendo que la palabra se ha caído a causa de la posible ofensa política para el gobierno romano. Hay sin embargo, una explicación mejor que aparecerá en nuestro estudio del material bíblico.

Leer el resto de esta entrada »