Día: 6 junio 2014

Fe y Razón

Posted on

clip_image001Fe y Razón

Por Keith Mathison

Se ha dicho que el que define los términos, gana el debate. Los escépticos lo saben y toman ventaja de ello. Sea testigo de algunas de las definiciones famosos de la "fe" proporcionadas por los incrédulos. Mark Twain, por ejemplo, dijo en broma: “La fe es creer lo que usted sabe que no es así.” Más cerca de nuestros días, el autor ateo Sam Harris define la fe como “la gente religiosa de licencia se entregan a seguir creyendo cuando las razones fallan.” Richard Dawkins, quizá el más famoso ateo de nuestra generación, afirma: “La fe es la gran salida fácil, la gran excusa para evadir la necesidad de pensar y evaluar la evidencia. La fe es creer a pesar de, incluso tal vez debido a la falta de pruebas.”

Lo único que todas estas definiciones tienen en común es la idea explícita o implícita de que la fe está en conflicto con la razón. Por desgracia, algunos cristianos en la historia de la iglesia han dicho cosas que han prestado apoyo a esta opinión de la relación entre fe y razón. Martín Lutero, por ejemplo, hizo muy fuertes declaraciones negativas acerca de la razón, muchos de los cuales son citadas por los escépticos en sus intentos de demostrar que el cristianismo es inherentemente irracional. Lutero llamó a la razón “la mayor ramera del diablo.” Dijo en una serie de contextos diferentes que la razón debe ser destruida. El contexto es crucial, ya que en estos casos, Lutero estaba hablando de la arbitrariedad de la razón humana sin ayuda para discernir las cosas divinas. Sin embargo, su tendencia a la hipérbole se ha utilizado en las manos de los escépticos.

Leer el resto de esta entrada »

Cinco Lecciones Inesperadas en Revitalizar la Iglesia

Posted on

clip_image002Cinco Lecciones Inesperadas en Revitalizar la Iglesia

Por Brian Croft

El trabajo de revitalización de la iglesia trae muchas sorpresas. Cada congregación que esta muriendo tiene sus propias peculiaridades, puntos ciegos, y pecados que llevaron a una situación casi sin vida.

CINCO LECCIONES INESPERADAS

Ocho años en mi propio trabajo de revitalización de la iglesia, he aprendido una serie de lecciones que no necesariamente esperaba cuando empecé. Here are five of them. Aquí están cinco de ellos.

1. Espere el momento adecuado para implementar el cambio.

La táctica más común de un pastor celoso que comenzar la revitalización de una iglesia –que la peor cosa que podía hacer– es tratar de cambiar todo lo que necesita ser cambiado en el primer año o dos. Por supuesto que la iglesia tiene que cambiar, de lo contrario no estaría caracterizado como en necesidad de revitalización, pero el cambio debe venir lentamente. La confianza debe ser construida. Las ovejas primero necesitan sentirse cuidadas por el pastor antes de seguirle por un nuevo camino.

Leer el resto de esta entrada »